TESTIMONIO DE APARICIÓN DE DEMONIO EN MI CASA POR TENER IMÁGENES

TESTIMONIO DE APARICIÓN DE DEMONIO EN MI CASA POR TENER IMÁGENES

2 876

En el año 2013 ya el Señor me había revelado, que me daría un trabajo de servicio a Él mucho más complejo. También en dos ocasiones el Señor me dijo: Pronto te voy a usar. Yo respondí: Esta bien, Señor, pero no sabía el resto.

Y un día cualquiera, estando dormida, oí una clara voz que me dijo: ¡LIMPIA TU CASA! y siguiendo el modelo religioso católico desde donde salí, corrí y preparé agua bendita, y me dispuse a rociar toda mi casa, incluyendo puertas y ventanas.

DESPUÉS QUE HICE ESTO SE ME APARECIÓ EN FÍSICO UN DEMONIO EN MI CASA

Y la noche siguiente después de haber oído la voz invitándome a limpiar mi casa, la cual limpié con agua bendita; mientras dormía, me desperté y al abrir mis ojos físicos a pesar que la muerta del cuarto estaba cerrada, ví la puerta abierta y en el pasillo a un demonio mirándome, que describo así:

“Era alto y corpulento, estaba vestido de bata negra con hilos plateados, tenía zapatos negros y puntiagudos, su cabello era lizo y semi canoso, el color de su piel era morena clara, su rostro me impresionó: ¡su boca era rojiza y con alguna malformación. Y sus ojos eran grandes y sus pestañas largas! El me miró con una sonrisa de burla y unos ojos de odio!”

¿Y saben por qué?

Porque en el salón de arriba yo tenía figuras e imágenes hindúes que aunque eran coloridas y decoraban, yo los tenía como unos simples palos pintados, pero no sabía que estas imágenes o palos pintados de dioses hacían que ellos también vinieran a vivir en el lugar. Porque ellos viven donde los honran y les tienen en alguna figura física, así la persona no lo sepa. ¡Limpien sus casas destruyendo cuanta imagen tienen así sea de las vírgenes! Porque detrás de cada imagen religiosa ahí está un demonio, porque Dios prohibió usar imágenes en los diez mandamientos. Y si desobedece, detrás de la desobediencia anda Satanás ¡Obedezca a Dios!

Y el demonio que ví con mis ojos físicos, venía de arriba del salón, y se ve que había bajado la escalera hasta el nivel de mi cuarto, venía justamente de donde estaban los adornos y decoraciones, y se paró frente a la puerta de mi habitación. Cuya descripción física ya se las dí. Fue todo muy rápido.

Al ver al demonio, el cual enseguida desapareció, cerré mis ojos y le grité: ¿Qué hace usted en mi casa?

¡Usted no tiene permiso para entrar aquí. Mi casa es casa de oración. Yo soy hija del Dios Altísimo y tiene propósitos conmigo! ¡Fuera, en el nombre de Jesucristo!

¿QUÉ PASÓ LUEGO?

Aconteció que me puse luego a orar, y me dormí de nuevo, pero a los pocos minutos de entrar en sueño, ENTRÉ EN VISIÓN EN SUEÑO, y se me apareció Satanás en sueños.  El estaba preocupado porque Dios me iba a usar mucho con el tema de la idolatría.

Y en la visión, ví que había un pequeño viejo salón, un poco sucio y antiguo. Y vi a Satanás salir de un pasillo. Vestido con bata negra, como de príncipe. Sus zapatos eran igualmente negros y modelo antiguo como puntiagudos. Traía en sus manos unos bolígrafos y también un pergamino enrollado, porque quería intimidarme y sentarse a hacer un pacto conmigo. Habían 2 sillas antiguas de madera, tapizadas como con terciopelo rojo, él se sentó en una y me ofreció la otra silla para que yo me sentara, invitándome a oír su exposición.

Pero en la misma visión en sueños, yo apunté mi mano amenazadora hacía él y le dije: ¡NO TENGO NINGÚN PACTO QUE HACER CON USTED!. Y EL ÚNICO PACTO QUE YO SIGO ES EL PACTO SEMPITERNO DE MI DIOS CREADOR! Y enseguida desperté.

Entonces pensé: ¡Qué tremendo acoso! Ay, ay, seguramente quiere hacer como hizo con nuestro Señor Jesucristo. Ya llevo 2 tentaciones en aproximadamente 40 minutos, y me preparo para la tercera, pero aconteció que no apareció más ni en físico ni en visión en sueño, porque comencé a esa hora 2:00 de la madrugada, a entonar una linda alabanza a Dios y lejos de asustarme lo que hice fue cantar alabanzas a Dios. Y no apareció más. Porque Dios mora en medio de la alabanza y no puede estar donde esté la presencia de Dios. Y desde entonces llené mi casa de alabanza y cantaba en todo momento al Señor.

Dios prohibió el uso de imágenes en Éxodo 20:4-5
Y esta desobediencia la patrocina es Satanás,
quien engaña a los que no andan en Cristo,
ni se guían por la biblia
Le invitamos a leer:
LA INGRATITUD HACIA DIOS SUSTITUYÉNDOLO POR IMÁGENES
ME ENFERMÉ DE DEPRESIÓN SIENDO ADORADORA DE IMAGEN DE LA ROSA MÍSTICA (Testimonio)

2 COMMENTS

Leave a Reply