MANIFESTÁNDOSE EL ESPÍRITU DE ENGAÑO

MANIFESTÁNDOSE EL ESPÍRITU DE ENGAÑO

En vez de que el evangelista católico RAFAEL DÍAZ esté trayendo al arrepentimiento al pueblo católico por medio de la verdad que hay en Cristo y con esto abrir el camino para la salvación de todos los que aún están confundidos por parte de las doctrinas religiosas inventadas por los hombres, contrariamente lo que está haciendo es predicar un evangelio distinto usando la escritura de manera torcida para favorecer y hacer creíble la práctica de la idolatría católica.

A este hermano, primeramente le escribo que lo amo; y segundo, le amo aún más recordándo la terrible advertencia que está en la biblia hacia quienes prediquen un evangelio distinto al que dejó nuestro Señor Jesucristo o sirvan de tropezadero en la correcta conversión a Cristo.

Hermano Díaz, no olvide que Dios le ama. Entonces predique y exhorte la idolatría viviente de su religión, de lo contrario no solamente usted no está salvo, sino que ayudará a que muchos vayan a perdición eterna y esto es terrible para su alma.

ADVERTENCIA:8 Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema”. (Gálatas 1:8).

Al no estar en la verdad, Dios les envía a esos contumaces un espíritu de engaño que los trae a la condenación, debiendo nosotros estar atentos para no ser arrastrados por ellos.

11 Por esto Dios les envía un poder engañoso, para que crean la mentira,
12 a fin de que sean condenados todos los que no creyeron a la verdad, sino que se complacieron en la injusticia. (2 Tesalonicenses 2:11-12).

Tenemos que estar atentos ante la aparición de nuevos falsos profetas que incluso con versículos bíblicos en mano querrán darle legitimidad a cosas que Dios aborrece. Recordar todos que 24 Se levantarán falsos cristos, y falsos profetas, y harán grandes señales y prodigios, de tal manera que engañarán, si fuere posible, aún a los escogidos”. (Mt 24:24).

ORACIONES: Por ellos hay que orar mucho para que el Señor los traiga a la verdad y usen correctamente la palabra. No debemos atacarlos sino traerlos en amor a la verdad, evitando peleas o contiendas, porque si no ejercitamos la paz del Espíritu Santo, se nos hace difícil entrar al reino de los cielos.

14 Seguid la paz con todos, y la santidad, sin la cual nadie verá al Señor. (Hebreos 12:14).

No estamos aquí para contender.  A principio yo también lo hacía, pero me arrepentí y he seguido la línea de la paz del Espíritu Santo.

Para practicar el amor que debe estar en nosotros, invito a todos a que oremos por él y por todos los que predican un evangelio distinto (Ga 1:8), para que no entren en maldición sino que la misericordia de Dios esté sobre todos ellos y sus arrepentimientos Dios los escuche y sean todos salvos, y el Espíritu Santo more en ellos guiándoles a predicar la verdad en Cristo y a partir de entonces le lleven miles y miles de almas al Señor.

V Í D E O 

 

 

 

 

 

NO COMMENTS

Leave a Reply