PARA QUE LA PAZ ESTÉ EN UNA NACIÓN PRIMERO DEBEN SER NUEVAS...

PARA QUE LA PAZ ESTÉ EN UNA NACIÓN PRIMERO DEBEN SER NUEVAS CRIATURAS EN CRISTO LOS QUE LA BUSCAN

Porque si los ofendidos y ofensores no comienzan a ser nuevas criaturas en Cristo, imposible es que sus corazones puedan dar cambios y frutos duraderos de paz.

17 De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas. (2 Corintios 5:17).

Algo está ocurriendo en el ámbito religioso, cuando los creyentes enceguecidos de las naciones ponen su confianza y fe en el líder que no está llevando el verdadero mensaje de Dios en el esfuerzo por lograr la paz a la manera de los hombres.

Si el Papa Francisco fuera en verdad un pastor y evangelista en el cual mora el Espíritu Santo, tendría que empezar por evangelizar  con palabras exhortadoras a su paso por los lugares donde es invitado a validar la paz de las naciones. En este caso me refiero a su reciente viaje a Colombia donde recibió toda clase de honores del gobierno y del pueblo católico.

Debería llevar el verdadero mensaje que corta y libera las ataduras, como está escrito: 19 Así que arrepentíos y convertíos, para que sean borrados vuestros pecados; para que vengan de la presencia del Señor tiempos de refrigerio. (Hechos 3:19).

Entonces si la nación colombiana quiere verdaderamente un refrigerio que se traduzca en una paz duradera e inquebrantable, que incluya el PERDÓN Y LA RECONCILIACIÓN, primero hay que evangelizar a esos grupos rebeldes, porque si no están con Cristo dentro, todavía andan en la carne. Y estos son los frutos de la carne y observe bien que no aparece ni la paz ni el amor en ninguno de ellos:

19  Y manifiestas son las obras de la carne, que son: adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia,
20  idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas, disensiones, herejías,
21  envidias, homicidios, borracheras, orgías, y cosas semejantes a esas; acerca de las cuales os amonesto, como ya os lo he dicho antes, que los que practican tales cosas no heredarán el reino de Dios. (Gálatas 5:19-21).

Así que si reciben a Cristo y se convierten, no solamente pueden tener perdón de pecados y una vida nueva en abundancia incluyendo la PAZ, sino también la vida eterna, que es lo que todo ser humano debe cuidar por siempre, más aún ahora en estos momentos donde la venida de Cristo está tan cerca.

33 Más buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán hechas. (Mt 6:33)

Que Dios los bendiga a todos porque el es bueno y benigno incluso hasta con los ingratos, pero delante del trono blanco todos deben rendir cuentas el día del juicio, no habrá negociaciones, sino que cada uno rendirá cuentas según sus obras buenas o malas. Y el que no sea digno de heredar el reino, el fuego eterno será la morada de su alma. ¿Por qué no se enseñan estas cosas? ¿Saben cuanta gente en el mundo anda perdida en el pecado por causa de los líderes religiosos que no hablan la verdad sino palabras lisonjeras llenas de engaño?

Conviene pues, que todos vengan a Cristo para que puedan lograr una paz duradera sustentada por la presencia del Espíritu Santo morando en sus vidas.

Otra clase de paz carnal y emocional conforme los hombres la dan, se derrumba tan pronto tengan una prueba de fricción entre las partes, por no tener la sanidad de Cristo en sus vidas. Hay que empezar por el orden correcto: Mas buscad primeramente el reino de Dios…

NO COMMENTS

Leave a Reply