DEL NORTE SALDRÁ TODO EL MAL CONTRA LA NACIÓN DE ISRAEL DANDO...

DEL NORTE SALDRÁ TODO EL MAL CONTRA LA NACIÓN DE ISRAEL DANDO LUGAR A LAS PROFECÍAS

Los cristianos que estamos velando y orando como nos lo mandó el Señor, debemos saber el tiempo profético en que estamos y los hechos que aún habrán de venir antes del rapto o arrebatamiento, permitiéndonos no paralizarnos, sino continuar predicando la buenas nuevas de salvación, porque las crisis venideras harán entender que solamente en Cristo hay salvación.

Estos ataques que acaban de suceder entre Siria e Israel, cuyas noticias invitamos a leer al final, sumado a la declaratoria de Jerusalén como la capital de Israel de parte de Trump, todos estos eventos forzarán hacia la firma del tratado de paz que traerá será destrucción repentina, (1 Ts 5:3); pues, se iniciarán las guerras entre los reyes del norte y del sur de que trata el capítulo 11 del profeta Daniel, dando como resultado que al ser construido el templo de Jerusalén, un ejército de parte del rey del norte que será convencido con lisonjas, terminará quitando el antiguo sacrificio en el templo.  Como está escrito:

31 Y se levantarán de su parte tropas que profanarán el santuario y la fortaleza, y quitarán el continuo sacrificio, y pondrán la abominación desoladora. (Daniel 11:31).

Recordemos que la abominación desoladora no ocurrirá de inmediato después que sea quitado el antiguo sacrificio del templo, ¡No! pues, habrán 1.290 días de distancia contados desde el día en que sea quitado el antiguo sacrificio y al cumplirse este plazo de días es que ocurre finalmente la abominación desoladora. (Daniel 12:11).

También debemos saber esto: Uno de los límites de Israel hacia el norte es precisamente Siria, donde tienen bases militares aéreas, navales o terrestres naciones fuertes que son enemigas de Israel y muchas otras naciones poderosas que también se añadirán. Desde allí desde los límites del norte operarán las fuerzas del mal, porque está escrito:   “14 Me dijo Jehová: Del norte se soltará el mal sobre todos los moradores de esta tierra. 15 Porque he aquí que yo convoco a todas las familias de los reinos del norte, dice Jehová; y vendrán y pondrá cada uno su campamento a la entrada de las puertas de Jerusalén, y junto a todos sus muros en derredor, y contra todas las ciudades de Judá. (Jeremías 1:14-15).

Orar por Israel:

Para los que estamos esperando el rapto o arrebatamiento de la iglesia, el Señor nos instruyó de orar y velar. Incluyamos en nuestras oraciones a Israel, que según las profecías de la biblia, va a estar rodeada de ejércitos y luego recibirá ataques de destrucción: 20 Pero cuando viereis a Jerusalén rodeada de ejércitos, sabed entonces que su destrucción ha llegado.”  (Lucas 21:20).

Noticias del rapto o arrebatamiento:

Pero la venida del Señor en las nubes con voz de arcángel y voz de trompeta para el glorioso evento del rapto o arrebatamiento, NO será en lo inmediato después que firmen el tratado de paz.

El rapto, según me ha revelado el Espíritu Santo por su gracia y misericordia, será en el tiempo cercano antes que sea quitado el antiguo sacrificio de parte de las tropas de uno de estos reyes del norte o del sur, que viene a ser la mitad de los siete años y que en el libro de Apocalipsis se corresponde con los eventos del sexto sello, del capítulo 6. El arrebatamiento estará cercano a esos eventos de tribulación, que no serán todavía la gran tribulación, porque de la gran tribulación que comenzará en la mitad de los siete años está escrito “que no la ha habido en el mundo desde su fundación ni la habrá.” (Mt 24:21).

Cuidar nuestra gracia y continuar evangelizando en tiempo y fuera de tiempo:

Tenemos que cuidar la gracia de la salvación de Cristo como el tesoro más grande que hemos recibido y no devolvernos jamás al pecado ¡Velad! Él vendrá a buscarnos y aunque no existe día ni hora establecido porque solamente el Padre lo sabe, pero el tiempo dentro del cual ocurrirá su venida en las nubes, sí nos lo está dando el Espíritu, sobreabundando en su amor y protección por su iglesia.

Nuestro deber como iglesia de Cristo que velamos, debe incluir que si hemos recibido de gracia, demos también de gracia; es decir, vayamos a dar las buenas nuevas del Señor a los que faltan, para que en medio de los quebrantos de la tribulación venidera muchos busquen en sus angustias al Señor y sean también ellos beneficiarios de la gracia.

Porque no hará nada el Señor si antes no lo avisa a través de sus profetas para que estos a su vez lo difundan ¡A Dios sea toda la honra y la gloria! por guiarnos paso a paso.

Si desea leer la noticia:    Aumenta la tensión en el norte de Israel tras “la peor escalada” con Irán y Siria.

También puedes leer:    Israel advierte a Irán tras lanzar el “ataque más significativo” en Siria en décadas y perder su primer avión de combate en ese conflicto

 

 

 

 

 

 

NO COMMENTS

Leave a Reply