CREE EN JESUCRISTO Y NO TEMAS A CAUSA DE LA TERCERA GUERRA...

CREE EN JESUCRISTO Y NO TEMAS A CAUSA DE LA TERCERA GUERRA MUNDIAL

No teman ni desmayen las naciones por estos armamentos letales que van a ser disparados sobre las naciones. Retengan la fe en Jesucristo, quien en su resurrección venció su muerte y la de todos nosotros los que hemos creído en él. Él nos resucitará el día postrero. “ 25 Le dijo Jesús: Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque esté muerto, vivirá. 26 Y todo aquel que vive y cree en mí, no morirá eternamente. ¿Crees esto?” (Jn 11:25-26). (Imagen de Sputnik).

Los periódicos y páginas digitales están llenos de noticias de naciones que son potencias en armamentos nucleares, anunciando su supremacía frente a otros competidores según lo que hayan inventado en el último momento. Hay una competencia entre las naciones que tienen grandes inventarios de estas armas letales por hacerlas más nocivas y destructivas cada día. Este armamento mortal que ven en la imagen, de fabricación rusa, de esto ellos mismos dicen que “el sistema S-400 es capaz de cubrir la destrucción de un país entero”. Es decir, una sola ojiva que sea enviada sobre una nación, puede destruir ese país con todos sus habitantes. Pero nosotros y toda persona que dé un paso de fe en Cristo, debemos permanecer en la paz del Señor. No pereceremos sino que viviremos.

Aprendamos que los que están en Cristo, van a ser resucitados para vida eterna y le invito a leer al final el contenido biblico sobre la nueva Jerusalén en el cielo, donde nadie podrá subir para destruirla.

Vayamos ahora a la justicia de Dios respecto de estas cosas. Empezando por entender, que jamás un Dios de amor no estuvo, no está ni estará de acuerdo con esta destrucción de parte de los hombres, quienes han infringido el mandamiento de amor enviado por él por medio de su Hijo, convirtiéndose contrariamente en verdaderos impíos que quieren aniquilar a sus semejantes.

Ellos, las cuatro bestias llenas de arsenal nuclear, principalmente destruirán la tierra junto a sus habitantes, matando en corto tiempo a la cuarta parte de los habitantes de la tierra, ( Ap 6:8), y después de estas cosas, Dios los destruirá a ellos en los días del fin del mundo, que están más cerca de lo que usted imagina.

Así está escrito que sucederá en los días del fin, cuando haya ocurrido la resurrección de los muertos y a continuación ocurra el juicio final. En la ira de las naciones estas querrán hacer la guerra de Armagedón contra el Señor y su ejército celestial que descenderán a la tierra, pero el Señor los destruirá a ellos.

Como está escrito:

18 Y se airaron las naciones, y tu ira ha venido, y el tiempo de juzgar a los muertos, y de dar el galardón a tus siervos los profetas, a los santos, y a los que temen tu nombre, a los pequeños y a los grandes, y de destruir a los que destruyen la tierra. (Ap 11:18).

Han leído, que al final van a ser destruidos. También serán enviados vivos los líderes compuesto por la bestia y el falso profeta a un lago que arde con fuego y azufre por los siglos de los siglos, (Ap 19:20), mientras que los redimidos en la sangre de Cristo, los que creyeron en el Señor, serán salvos por Su GRACIA y mucho antes que estos hechos ocurran el Señor vendrá a llevar a cabo el glorioso evento del rapto o arrebatamiento y estaremos con el Señor, quien fue a preparar viviendas para sus discípulos.

Te invito a leer:   La descripción de la LUJOSA nueva Jerusalén, con calles de oro puro, lugar donde el Señor fue a preparar más casas para sus discípulos

Oración intercesora para que también ellos se arrepientan y se conviertan:

Dios Padre, que hiciste a los hombres a tu imagen y semejanza, pero el hombre se apartó de tí y se fue en pos del pecado y la iniquidad, te ruego, que toques la vida y los corazones de todos estos actores que sueñan con aniquilar tu creación, fabricando cada día espantosas armas letales para desaparecer a naciones enteras. Señor, para que tengan un encuentro en sus corazones con nuestro Señor y sus vidas cambien. Y entonces tú los uses como testimonio de que tu amor que nos es dado en Cristo, es superior a toda cosa que el hombre ha inventado siendo preso de las tinieblas. Haz que les resplandezca el amor de Cristo y todos sean salvos de la ira venidera. Amén.

NO COMMENTS

Leave a Reply